Test de Ovulacion

Para las mujeres, encontrar el momento más fértil del mes puede ser todo un problema. El ovario de una mujer libera un óvulo por ciclo menstrual durante un proceso llamado ovulación. Después de que ser liberados, los óvulos permanecen en las trompas de Falopio de la mujer durante varias horas esperando ser fecundados.

Esta es la razón por las parejas que intentan quedar embarazadas usan un test de ovulación para determinar cuando la mujer tiene una mayor probabilidad de liberar un óvulo para ser fecundado por un espermatozoide. Si se usan correctamente, las pruebas de ovulación pueden ser tener más de 90 por ciento de efectividad en la señalización de cuando una mujer está ovulando. Pero mientras que la prueba será de ayuda si usted está tratando de concebir, no ayudarán a prevenir el embarazo. En otras palabras, sólo porque un test indique que la mujer no está ovulando, eso no significa que se debe practicar sexo sin protección o no usar anticonceptivos durante el acto sexual.

La ovulación ocurre a mitad de camino de un ciclo menstrual promedio, que por lo general se extiende por 28 días. Durante ese tiempo, el cerebro de la mujer emite hormonas específicas que estimulan su folículo ovárico para así liberar un óvulo. Una sustancia química llamada hormona luteinizante (HL) actúa como la principal hormona para producir este cambio.

La mayoría de las pruebas de ovulación miden la HL en la orina de una mujer, con lo que se asemejan a los test de embarazo en orina. Ya que esta hormona se incrementa de repente en el cuerpo de la mujer uno o dos días antes de que se libere el óvulo, estas pruebas le ofrecen a las parejas un marco de tiempo para tener relaciones sexuales y aumentar así las probabilidades de concebir un bebé. Al igual que las pruebas de embarazo tradicionales, las pruebas de la ovulación producen resultados dentro de los cinco minutos de realizada.

Además de las pruebas de ovulación de orina, hay un puñado de otras formas para medir si una mujer esta en su período más fértil. Los médicos pueden utilizar pruebas de sangre – a pesar de que son menos comunes – para evaluar si una mujer está ovulando. Pero debido a que los análisis de sangre todavía se limitan a la discreción de los especialistas de la salud y no se realizan en el hogar o sin una formación profesional, para la mayoría de las mujeres las pruebas de orina son la alternativa más cómoda.